Ella es Natalia Rueda, la webcam que tiene escandalizados a los televidentes


Su participación en el programa tiene a más de uno indignado. Los comentarios en redes son fuertes.

El primer capítulo de Protagonista dio de qué hablar, y una de las razones es la participación de una modelo webcam, quien habla explícitamente de sexo y de sus experiencias en chats en los cuales se masturba, mientras gente paga por verla.

Los comentarios en las redes no se han hecho esperar y para muchos la inclusión de esa modelo es negativo para el programa.
“Quiero que la gente vea que todo sale bien cuando se hacen las cosas de corazón”.

Esta cucuteña de 28 años y enfermera de profesión, es actualmente modelo en Internet; profesión a la que llegó después de terminar con el papá de su último hijo y después de haber sufrido violencia y maltrato psicológico por parte de su pareja. Siente que es gracias a este trabajo que ha nacido una Natalia orgullosa, empoderada, una mujer independiente, dispuesta a salir adelante por ella y por sus hijos.

“Soy la historia del ave fénix”

Natalia lucha por acabar la discriminación y el estigma de su ocupación y quiere ser un ejemplo de superación entre mujeres jóvenes. Creció al lado de sus abuelos paternos, quienes se hicieron cargo de ella desde muy niña; son ellos sus segundos padres. Es madre de dos hijos y tuvo el primero cuando era aún una adolescente y es precisamente por esto que ella misma se reconoce como una luchadora.

Es una mujer alegre, dulce, a veces infantil y hasta inocente. “yo tengo el sabor”. Compra juguetes para su hija pero es ella quien en realidad los disfruta. Cree en la amistad, en que aún existen las personas buenas y que todos en este mundo somos iguales, sin importa religión, raza o sexo.

Es complicada en cuestión de hombres, hace tiempo que está sola y no cualquiera puede conquistarla “me gustan los hombres honestos y humildes”. No soporta la gente chicanera, superficial, material y hueca.

Quiere conocer Alemania, quisiera haber nacido allá; es apasionada por la vida de Hitler y por las películas de la segunda guerra mundial. Quiere viajar por todo el mundo y espera hacerlo para cuando tenga 65 años. Sueña con tener una casa en el bosque, en las montañas, lejos del mundo que le hizo la vida tan dura.